1

Cómo funciona un hoverboard

En el artículo profundizamos en el funcionamiento de un hoverboard describiendo eficazmente todos sus componentes: ¡desde las partes mecánicas hasta el movimiento!

El escritor británico de ciencia ficción Arthur C. Clark dijo una vez: «Cualquier tecnología suficientemente avanzada es indistinguible de la magia».

A primera vista un hoverboard puede parecer extraño: casi parece un vehículo mágico, especialmente cuando está equipado con altavoces bluethooth y luces LED! Bueno, no perdamos más tiempo y veamos realmente cómo funciona un hoverboard.

Recuerda que también escribimos una guía maxi sobre los mejores hoverboards de este 2018>
.

Índice [ocultar]

  • 1 La anatomía de un hoverboard
  • 2 El sistema nervioso: el giroscopio y el acelerómetro
  • 3 El cerebro: La placa lógica y el software
  • 4 Los músculos: motores eléctricos
  • 5 El corazón: baterías de litio
  • 6 El sistema de control

Anatomía de un hoverboard

Para saber cómo funciona un vehículo de este tipo, deberías pensar en un hombre usando una escoba con una sola mano. Lo primero que hay que hacer es encontrar el centro del equilibrio.

Imagine que barre, sostiene la escoba con su mano firmemente y hace un movimiento de derecha a izquierda. Es difícil explicar con palabras cómo funciona, pero el principio en el que se basa el hoverboard es justamente eso: ¡encontrar la báscula y desplazar el peso hacia adelante y hacia atrás! Recuerde que los cambios mínimos en la distribución del peso se detectan inmediatamente y se pasan al motor, que proporciona una contrapresión a las ruedas para mantenerle siempre en posición vertical.

Así que para mantenerte en posición vertical, el hoverboard debe entender dónde está el centro de gravedad: este conocimiento le es transmitido por el acelerómetro y el giroscopio.

El sistema nervioso: el giroscopio y el acelerómetro

Un giroscopio es un dispositivo de aspecto complejo que consiste en tres bandas rotatorias circulantes, un eje y un rotor giratorio. La tecnología no es particularmente nueva y se utiliza en todo, desde bicicletas hasta aviones.

La característica completamente nueva es que el giroscopio se inserta recientemente en los chips de la computadora. ¿Te has preguntado alguna vez cómo los teléfonos inteligentes son capaces de averiguar dónde estamos ahora mismo y voltear la imagen automáticamente? La respuesta viene directamente de los MEMS, o mini giroscopios.

Con la ayuda de los MEMS los hoveboards son capaces de detectar su posición con respecto al suelo. Desafortunadamente, no pueden detectar si nos movemos o nos quedamos quietos. ¡Esta funcionalidad se deja de hecho a los acelerómetros!

La combinación de la información del acelerómetro, que mide el movimiento, con el giroscopio, que mide la posición gravitatoria, permite al vehículo medir movimientos precisos en relación con su entorno. La verdadera maravilla de la tecnología moderna es su capacidad de interpretar los movimientos que se desencadenan por la información del software.

El cerebro: La placa lógica y el software

El software de estos dispositivos es lo que separa un producto de baja calidad de uno de muy alta calidad. Los componentes físicos son fáciles de emular y copiar, pero la parte del software es extremadamente difícil de replicar. ¡Esta es una de las razones por las que los hoverboards sobre papel son menos eficaces!

Todos estos vehículos están equipados con una placa lógica, a veces también llamada «Mother_card » «. El componente número uno de la placa madre es el procesador, que mide los datos del acelerómetro y de los MEMS en tiempo real ajustando las instrucciones de par al motor mientras nos mantiene en equilibrio.

La relación entre la placa lógica, los sensores y el motor es el componente que te mantiene en equilibrio. Cuando el MEMS y el acelerómetro detectan un cambio en el centro de gravedad, el procesador envía información al motor para aumentar o disminuir la potencia.

La placa lógica es el cerebro del dispositivo. Estos motores están generalmente contenidos dentro de las ruedas, por lo que todos los hoverboards tienen dos motores. Cuando giras a la izquierda, toda la potencia se atribuye al motor derecho y viceversa. La ineficiente calibración entre los motores puede causar choques y vibraciones particulares.

Los músculos: motores eléctricos

Los motores eléctricos no son una tecnología nueva y los puedes encontrar en todas partes. Tu nevera utiliza un motor eléctrico, al igual que tu lavadora. La tecnología se basa en dos barras magnéticas que, cuando se alimentan de una carga eléctrica, se atraen o repelen entre sí. Esto causa un movimiento circular que puede ser usado para impulsar las ruedas.

Tal como se mencionó anteriormente, un motor de 1000W no siempre entrega toda su potencia. De hecho, tiene que encontrar peculiaridades en el diseño y las ruedas.

El motor eléctrico se ha mantenido prácticamente igual desde los años 90, aunque los avances en las transmisiones por cadena, poleas y ejes de engranajes los han hecho más eficientes. La razón por la que los motores eléctricos se utilizan cada vez más es la tecnología que gira en torno a las baterías de litio.

El corazón: baterías de litio

El sector del transporte personal ha contribuido en gran medida al éxito de la industria de las baterías eléctricas. La constante demanda de componentes más pequeños y delgados ha llevado a varios avances significativos en la tecnología de las baterías. ¿El resultado? Cada batería es cada vez más potente y puede garantizar más velocidad y distancia máxima con un solo ciclo de carga.

Las baterías de iones de litio han sustituido a las de plomo porque son mucho más ligeras y potentes. También se recargan con unas pocas horas y pueden ser reemplazadas en cualquier momento.

El sistema de control

El último componente de un hoverboard, y quizás el más importante, es el control del pie. Desarrollado por Shane Chen, el padre de las modernas motos de coche equilibradas. Usan luz infrarroja para decirle al motor que se encienda más o menos. Cuando saltas hacia adelante, la luz infrarroja se detiene y el motor se detiene y viceversa.

Este innovador sistema de control es lo que hace que estos vehículos sean tan deseables y fáciles de usar. O quizás es mejor decir que es la combinación de todos los componentes tecnológicos lo que los hace tan populares. De hecho, hay un equilibrio tan perfecto donde todos los elementos trabajan en sinergia, haciéndonos zumbar donde queremos ir en cualquier momento.

Todos estos procesadores suceden en un parpadeo y para algunos es simplemente mágico.

El rápido desarrollo de la tecnología de los teléfonos inteligentes nos ha llevado a imaginar un futuro verde, en el que ni siquiera todos los medios de transporte constituyen un grave problema de contaminación.

Aquí están los hoverboards más vendidos en Italia:

Voto de los lectores [Total: 3 Promedio de votos: 4.7]

Show Comments

No Responses Yet

Leave a Reply